Tel: 976 61 65 03 -

Cuidado con los antibióticos

Cuidado con los antibióticos

Uno de los mayores errores que se detectan en las farmacias abiertas en Alagón es la creencia de que los antibióticos sirven para curarlo casi todo. Los exigen, incluso, los papás cuando llevan a sus niños pequeños al médico.

Pero hay que advertir que no es verdad, que los antibióticos únicamente son efectivos en los casos en los que se produce una infección bacteriana.

Y no es lo que suele ocurrir con los niños porque, como bien saben en las farmacias abiertas en Alagón, en más del 90 por ciento de las ocasiones las enfermedades de los pequeños tienen que ver con infecciones de tipo vírico.

Así que ir a la farmacia a por antibióticos o presionar al médico para que los recete por un simple resfriado o por un dolor de garganta constituye un mayúsculo error.

Si sientes molestias en la garganta, hay que decir que si este mal está causado por la bacteria estreptococo estaría justificado el recurso al antibiótico, pero es algo que no debes determinar tú, sino el médico.

Tampoco tiene sentido que tomes antibióticos para combatir los dolores porque no son analgésicos. Para una jaqueca, es suficiente tomar ibuprofeno o aspirina.

Es algo que muchas personas todavía no se toman en serio y sobre lo que sería conveniente que reflexionaran. Deberían cambiar de actitud cuanto antes, porque el consumo inapropiado de estas fórmulas hace que el organismo se acostumbre y que no sean efectivos cuando sea necesario recurrir a ellos.

Es importante decir que el uso de los antibióticos no es un juego. Con ellos hay que tener en cuenta algunos detalles que son muy importantes y sobre lo que en Farmacia Rafael Sancho sabremos aconsejarte muy bien; por ejemplo, que hay que mantener el tratamiento durante todo el periodo de días que haya prescrito el facultativo, aunque desaparezcan los síntomas por los que fueron recetados.